Compraventa

¿Es rentable comprar una vivienda para alquilarla?

¿Es rentable comprar una vivienda para alquilarla?

Invertir en bienes inmuebles para alquilarlos, continúa siendo rentable frente a otro tipo de operaciones, como los bonos y obligaciones públicos. El sector inmobiliario se dinamiza y ofrece un rendimiento de hasta un 7%.

Crecimiento de la rentabilidad en España

La rentabilidad que supone la compra de una vivienda para alquilarla, ha crecido un punto porcentual respecto a un año atrás. Ha ido pasando de un 5.9 % a un 7,1%.

Este incremento puede explicarse por el fortalecimiento en la demanda de alquileres. Además, por la estabilización y leve aumento en el precio de las viviendas, que ha empujado al sector.  

Cálculo del rendimiento por sector

Hay tipos de productos inmobiliarios que ofrecen una rentabilidad mayor que otros. Los locales comerciales son los que mejores rendimientos tienen, seguidos de las oficinas, las viviendas y, por último, las cocheras.

Según un estudio del portal inmobiliario Idealista, la inversión en cualquiera de estos inmuebles, cuanto menos triplica los rendimientos que ofrecen los bonos del Estado a 10 años.

Rentabilidad por regiones

Las diferentes regiones de España, ofrecen diversas tasas de rendimiento.

El estudio nombrado relaciona los precios de venta y los de alquiler en diversas regiones españolas. Calcula la rentabilidad bruta que logra la operación en diferentes inmuebles, durante el tercer trimestre de 2017.

Así, Las Palmas de Gran Canaria es la capital más rentable, con un índice del 8%. Luego, se ubica Lleida, con un 7,5%, Santa Cruz de Tenerife, con un 7% y Alicante (6,7%).

Comprar para alquilar en Madrid, arroja una rentabilidad de 5,8%, mientras que Barcelona queda con un 5.1%.

Por otra parte, San Sebastián (4%) y A Coruña (4.1%), son los sitios menos rentables.

Qué sucede con las viviendas

Según estas cifras, invertir en inmuebles para luego ofrecerlos en alquiler, resulta tentador.

Sin embargo, no se deben perder de vista una serie de cuestiones.

En primer lugar, hay regiones mucho más rentables que otras. Puede haber zonas donde el precio de una vivienda sea ideal, pero luego es difícil alquilarla. Bien sea porque la demanda es escasa, o porque los precios de alquiler son muy bajos.

En segundo lugar, hay que considerar el plazo en el que se desea mantener la inversión.

Si es corto, se debe conocer el ciclo de precios en las operaciones de compraventa. Si tiende a la baja, lo que se ganó con el alquiler puede perderse al momento de vender.

Datos sobre el sector

Por otro lado, hay que saber que el cálculo más habitual se basa en la rentabilidad bruta. Pero no es la misma que luego se apreciará mes a mes. A estos números se debe agregar:

  • El gasto que suponen los impuestos del inmueble.
  • Las mensualidades como luz, gas, comunidad, etc.
  • El mantenimiento y los arreglos, que en general recaen en el dueño.
  • El riesgo que supone que el inmueble no se alquile rápidamente o permanezca vacío de alquiler en alquiler.

Conclusión

Para saber si es rentable comprar una vivienda para alquilarla, es necesario hacer cálculos minuciosos.

Si bien los datos arrojan cifras jugosas sobre el estado actual del mercado inmobiliario, es importante estudiar cada caso.

Aunque este tipo de inversión supone una liquidez regular, hay que tener en cuenta el dinamismo con que se mueve. Conocer la demanda existente, las regiones en las que se invierte y el ciclo de precios (si es una operación a corto plazo).

Redacción Barcelona Finques

barcelona